Amor de hermanos

Cuando tienes un hijo y te quedas embarazada sabes que los niños van a tener celos, que al principio, como el bebé necesita más atenciones, pues puede surgir conflictos y tener que regañar al hermano o hermana mayor porque no se porta bien cuando lo que busca es que también se le mire a él o a ella.

Pero eso no quiere decir que entre los hermanos no se quieran, lo que pasa es que algunos necesitan más tiempo que otros y eso, claro está, a veces tarda. Y otras veces es casi inmediato.

Como sucede en esta fotografía que tierna es pero te deja entre no saber si te gusta la foto o es un poco desagradable. Al menos en mi caso. Porque en la foto podemos ver a tres personas, dos más pequeñitas y una más grande, la mamá. La mujer está embarazada y parece de varios meses ya. Su hermana pequeña se acerca a la barriga para darle un beso a su hermano o hermana.

Lo que se supone capta la radiografía es que su propia hermana o hermano también le da un beso a su hermana de tal forma que es como si ya se creara el vínculo entre ellos y fuera uno de los fuertes.

Desde luego ese sería el sueño de toda madre y padre, poder ver cómo sus hijos se quieren tanto que, aún no nacidos, crean ya el vínculo que los unirá todo su vida (y esperan que no lo destruya nadie obviamente).

Y aunque sea una foto hecha con photoshop, porque dudo que sea de otra forma, es bonito ver la relación y pensar que los niños reaccionan entre sí a su familia (menos mal que no le ha dado una patada en la boca).

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *