La belleza importa… o no?

A los niños se les trata de enseñar que la belleza no importa, aunque teniendo en cuenta que la sociedad no ayuda a enseñarles eso porque lo único que hace es fomentar la delgadez uno puede tener dificultades para que entiendan que no importa cómo seas físicamente si en el interior de la persona hay una personalidad, corazón y alma cálida.

Seguro que conoces personas que no son agraciadas físicamente pero en cambio son las mejores personas que has conocido, y bellezas, tanto hombres como mujeres, que tienen una personalidad horrible de las que no querrías saber nada de ellas ni en pintura.

Siempre se dice eso, que la belleza no importa, que no pasa nada por ser guapo o feo sino que uno se acepta y así los demás lo aceptarán pero, ¿es esa la realidad? En este caso creo que estoy de acuerdo con la imagen que hoy te dejo.

En ella puedes ver la enseñanza que una película de Disney te enseña, La Bella y la Bestia. Ella es quien te dice “El físico no importa… mientras tengas un castillo y seas un príncipe millonario”. Dentro de lo que cabe en realidad es así, si eres rico y famoso, o solo rico y no en el canon de belleza que hay, no importa, la gente se interesa por ti. Cosa rara sería que lo hicieran si fueras pobre (habrá excepciones, por supuesto).

¿No habrá que cambiar la forma de pensar de la sociedad por algo menos frívolo? Quizás así todos veríamos más el interior que ver solo el exterior, y también quizás habría menos divorcios y menos problemas con todos.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *