¡Vaya nombre!

Chargoggagoggmanchauggagoggchaubunagungamaugg. No se me rompió el teclado, ni he bebido de más. Lo que te escribo es el nombre de un lago (tal como lo lees) que queda en el estado de Massachusets, Estados Unidos.El nombrecito proviene de una lengua originaria de los nativos de la región y traducido quedaría mas o menos así: “tu pesca de tu lado, yo pesco del mío y nadie pesca al centro”.

Esta explicación proviene de muy antiguo y tiene que ver con las costumbres de los aborigenes de reunirse en las margenes del lago a pescar, lo cual casi siempre era motivo de disputas por parte de las diferentes tribus.

Chargoggagoggmanchauggagoggchaubunagungamaugg, no sólo es imposible de pronunciar sino que además es prácticamente imposible de escribir correctamente sus 45 letras. Los habitantes del lugar prefieren llamarlo “Lago Webster” (nombre de la localidad donde se encuentra) por ser más humanamente práctico.

Te desafío a que lo pronuncies. Si lo logras, no habrá premios para tí, sino la gloria de saber que has sido el único ser humano (además de los indios autores ) que ha podido decir el nombre de un lago cuya extensión no justifica semejante nombre.

Repite: Chargoggagoggmanchauggagoggchaubunagungamaugg, ó “webster” para los amigos.

Vía Ozu

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *