Se casó con un centauro

Que felicidad, que alboroto, que gran día de ilusiones… creo que no existe un día más especial en nuestras vidas que el de nuestra boda. Digo especial, porque lo mismo es especialmente bueno, como especialmente oscuro y tétrico, el caso es que está claro que todo ser humano busca una buena pareja para pasar el resto de los días, y está claro que este buen hombre ha elegido al centauro perfecto…

img66

Todo el mundo debería tener un centauro en sus vidas. Te puede llevar donde quieras, y bueno, mejor no me meto en temas de cama, porque creo que mis jefes me echarían al día siguiente…

Vía: Funtasticus

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *