Afganistán derrumbe

Afganistán: un deslave deja más de 2.500 muertos

Una terrible noticia ha sacudido a Afganistán en las últimas horas, cuando luego de anunciarse un deslave en la zona de la provincia de Badakhshan, los rescatistas que se trasladaron hasta el lugar informaron a los medios de comunicación que no pueden hacer nada por salvar a la mayoría de los habitantes de las poblaciones locales, porque en muchos casos sus casas han quedado enterradas unos 30 metros bajo la tierra.

De acuerdo a las estimaciones de las autoridades, más de 2.500 personas murieron y 300 casas fueron enterradas tras una serie de movimientos de tierras en la zona norte del territorio de Afganistán, en el desastre natural considerado segundo en la historia del país, luego del terremoto de 1998 que costó la vida a unas 3.500 personas en su momento.

Afganistán derrumbe

El caso es que aún cuando Shah Waliwallah Adib, gobernador provincial, ha señalado que hasta el momento no pueden dar precisiones acerca de la cantidad de personas que han perdido la vida en el terrible suceso, sí ha adelantado que es poco y nada lo que pueden hacer por recuperar a esas personas, considerando que las 300 encontradas habían sido muertas como consecuencia de los propios derrumbes.

Hay que destacar, en este sentido, que la principal zona afectada se encuentra enclavada directamente entre los montículos de la zona de Aab Bareek, en el distrito de Argo, mientras que lo derrumbes de tierra provenían desde la famosa cordillera Hindukush, una de las más elevadas del mundo y que al tener constantemente movimientos de tierras, produce de vez en cuando deslaves. Desde luego, ninguno de esta magnitud.

Para colmo, en países como Afganistán muchas de las casas y recintos no cuentan con estructuras realmente fuertes como para resistir un embate de este tipo, y aunque muchas personas mueren asfixiadas como consecuencia del avance de las tierras, otras tantas pierden la vida al derrumbarse sus casas sin remedio.

Un pensamiento en “Afganistán: un deslave deja más de 2.500 muertos”

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *